Mit Leak Detection

Investigadores del Instituto Tecnológico de Massachussets (MIT, por sus siglas en inglés) desarrollaron un robot concebido para explorar las tuberías de agua por dentro, para localizar, si las hubiera,fugas de agua.

Las fugas en las tuberías de agua corriente son un problema bastante severo en los sistemas de distribución. Provocan fallas de presión del agua bombead, lo que reduce la efectividad de la red. El agua se puede contaminar, y mientras se lleva a cabo la reparación, hay que interrumpir el suministro de agua.

Los métodos que utilizan normalmente para localizar fugas suelen ser lentos y costosos, pero la gente del MIT, que formaron un equipo con el nombre de PipeGuard, ha desarrollado una aproximación que puede ser mucho mejor: un robot capaz de viajar por dentro de la tubería, y equipado con sensores que pueden hallar las fugas.

El robot está construido de modo que puede transitar sin problemas a través de juntas, empalmes y codos en las tuberías, gracias a su estructura que le permite curvarse. Dispone de sensores que detectan las fugas, y que son capaces de diferenciarlas de obstáculos en el sistema. Funciona bien además, independientemente del material en que se haya elaborado la tubería.

Se introduce el robot al sistema por una toma de agua, y se recoge el mismo en otra toma a cierta distancia. En 14 pruebas llevadas a cabo en una sección de unos 1600 metros con muchos elementos, como dobleces y juntas. El robot completó todas las pruebas, detectando fugas de agua artificiales colocadas para efectos de la prueba.

La próxima etapa es desarrollar un robot que se pueda utilizar en tuberías de diverso diámetro, expandiéndose “como un paraguas”, menciona You Wu, uno de los líderes del proyecto. El equipo de PipeGuard tiene también intenciones de comercializar el robot, con el fin de ayudar a reducir las pérdidas de agua debidas a fugas en diversas localidades, situación que constituye un problema bastante engorroso.