La Enterprise Ethereum Alliance (EEA) ha recibido a 34 nuevas organizaciones a su iniciativa, la cual tiene como finalidad conectar a startups, empresas, proveedores de tecnología y académicos con los expertos de Ethereum.

La fundación anunció a través de su sitio web, que empresas como Cisco, Antibiotic Research UK, el Banco Scotia Bank y el gobierno estatal de Andhra Pradesh, se encuentran entre los nuevos miembros de esta organización sin fines de lucro, que fue instituida para la construcción, la promoción y el respaldo de mejores prácticas para la tecnología Ethereum.

Enterprise Ethereum Alliance cuenta actualmente con 150 entidades, entre las que destacan las empresas Intel, Infosys, BP, ING, JPMorgan, Microsoft, Mastercard, el Banco Nacional de Canadá, Scotiabank, Samsung SDS, el Instituto de Investigación Toyota, Wipro y UBS.

La cadena de bloques o ‘Blockchain’, es una tecnología digital conceptualizada que inicialmente fue creada para facilitar el comercio de la criptomoneda Bitcoin. En este sentido, la Blockchain permite mantener el seguimiento de los activos digitales para generar confianza y establecer un consenso entre las partes interesadas, con respecto de las transacciones que son realizadas en la red.

Mientras que la Blockchain de Bitcoin es utilizada para rastrear la propiedad de la criptomoneda, la cadena de bloques de Ethereum ejecuta el código de programación de cualquier aplicación descentralizada. En lugar de realizar actividades de minería Bitcoin, los mineros de Ethereum trabajan para ganar ethers, que no es otra cosa que un símbolo de cifrado que alimenta la red.

La Fundación Ethereum, de origen suizo, lanzó esta plataforma bajo el financiamiento de diversas organizaciones a finales del año 2014.

La gigante de las redes tecnológicas, Cisco, se une a compañías como Microsoft, Intel y Mastercard, como miembros de esta alianza, que conecta a las empresas con los especialistas de la tecnología Ethereum para explorar la red basada en la cadena de bloques.

La investigación y desarrollo de la EEA, se centrará en la privacidad, la escalabilidad y la seguridad, además de dedicar esfuerzos a la investigación de arquitecturas híbridas que incluyan tanto las redes autorizadas como las redes públicas de Ethereum, así como los equipos de trabajo específicos de cada sector.

Escribir un comentario