Xboxonex E1497267887685 810x400

Luego de que Microsoft arrasara en la E3 anunciando finalmente el nombre de su Project Scorpio, como la Xbox One X, muchas han sido las críticas y comentarios sobre la nueva consola de Microsoft. La Xbox One X tendrá un costo de 499 euros y aunque su precio es alto, por los momentos, no lograran recuperar la inversión hecha en la consola.

Business Insider ha entrevistado a Phil Spencer, director de Xbox, y le ha preguntado si podrán generar ingresos gracias a la venta de la Xbox One X, a lo que Spencer respondió con un sólido “no” el cual decidió explicar luego: “No quiero entrar en cuestiones de números, pero se debe pensar en el hardware como una parte del negocio de las consolas, no como la parte que genera el dinero. Eso se consigue vendiendo videojuegos”

La Xbox One X es, según Microsoft, “La consola más potente jamás creada” y debido a que es mucho más potente que la PlayStation 4 Pro, podemos imaginar el costo que le llevo a la compañía el poder llevar a cabo esta consola. La Xbox One X posee un CPU de ocho núcleos x86 a 2,3 GHz, un GPU con 40 unidades de computación a 1172 MHz que puede llegar a alcanzar los 6 teraflops, 12 GB de RAM GDDR5, un disco duro de 1TB y 2,5 y un lector de UHD, que nos permitirá la experiencia en 4K.

Anteriormente, Sony había pasado por lo mismo, ya que para el lanzamiento de la PS3, la consola llegó a costar 599 euros, lo cual causó pérdidas debido a su alto precio. Sin embargo, Spencer confía en la venta de videojuegos para poder recuperar el monto invertido ya que ellos reciben ganancias por derechos editoriales, entre otros elementos.