Un grupo de hackers conocidos como The Dark Overlord (@tdohack3r) está amenazando a nada más ni nada menos que a Netflix con filtrar la nueva temporada de “Orange Is The New Black“, serie original del servicio de streaming, sino pagan cumplen con su demanda. La quinta temporada de Orange is the New Black esta prevista para ser estrenada el 9 de Junio.

Si bien muchos podrían sospechar que se trata de una amenaza sin fundamentos, hay muchas pistas que nos dejan saber que es real. En primera instancia, The Dark Overlord ha publicado en TPB, Mega.co.nz y Github el primer episodio de la quinta temporada de Orange is The New Black, de estos, los dos últimos enlaces han sido removidos porque incumplen las “leyes de copyright” así que podemos intuir se realizó una debida denuncia por parte de Netflix. En el caso de TPB, no hemos descargado el episodio para evitar problemas legales, no obstante, los comentarios dejan saber que en efecto el episodio es real.

La segunda gran pista que nos deja saber que la amenaza es real, es que Netflix ha confirmado que un productor pequeño que trabaja con grandes estudios de TV ha sufrido una brecha. Se trata de una compañía con base en Los Gatos, California, que se encuentra actualmente bajo investigación por el FBI y otras autoridades.

TorrentFreak apunta a que el estudio que ha sido vulnerado es Larson Studios y que se trata de una filtración hecha a finales del año pasado. Los hackers habrían decidido esperar hasta que Netflix publicará los primeros trailers de Orange is the New Black para que todos corroborarán la autenticidad del primer episodio.

EE.UU denuncia un posible "ataque acústico" a sus funcionarios en China

Ante todo, las preocupaciones de Netflix son evidentes. Una filtración de esta magnitud podría dañar seriamente las acciones de la compañía, ya que se espera que con esta nueva temporada de Orange is the New Black el número de suscriptores aumente entre Abril y Junio. De hecho, según los propios números de la compañía, se espera que hasta 3.2 millones de nuevos suscriptores se unan a Netflix, una cifra que supera el obtenido el año pasado en el mismo periodo, que fue de 1.8 millones.

En su declaración, The Dark Overlord no ha dejado claro cuanto es el monto que están solicitando. Al parecer el grupo de hackers se ha puesto en contacto directo con Netflix para fijar su demanda y formas de pago, que seguramente serán en Bitcoins.

Por otro lado, esta filtración es solo la punta del iceberg. Desde hace un par de meses, circula en las redes una serie de capturas que hacen referencia a varias series de TV populares y películas presuntamente obtenidas. El caso de Netflix podría ser uno de los varios que van a sufrir otros estudios en caso de progresar.

Más sobre esta historia: