Ipad Truetone

Analistas de Barclays —si, el banco— han destacado en un informe presentado hace unas horas que los iPhones presentados por Apple este año, es decir el iPhone 7s, 7S Plus y iPhone 8, tendrán la misma tecnología sensible a la luz ambiente incluida en los iPads Pro conocida como True Tone.

Los tres modelos que Apple presentará este año usarán un espectro completo de sensores que les permitirá cambiar el control de la pantalla en función de la luz ambiente. Estos sensores, serán desarrollados por la empresa AMS de Austria, y estarían incrustados en la pantalla LCD de los iPhone 7S y en la pantalla OLED del iPhone 8.

La tecnología True Tone, presente en el iPad Pro, es una tecnología que permite ajustar automáticamente el tono de color de la temperatura en la pantalla basándose en la iluminación en el ambiente de cada lugar. A diferencia de los sensores de luz que únicamente miden y alteran el brillo de la pantalla, los sensores utilizados por la tecnología True Tone detectan el color de la luz en el ambiente que luego se utiliza para corregir los colores emitidos por la pantalla.

Un ejemplo claro sería por ejemplo cuando pasamos de el exterior de una casa hacia el interior de un cuarto donde hay luces naranja. En pantallas con sensores que corrigen el brillo, veríamos únicamente que la pantalla se ilumina y posiblemente, percibamos un intensificación de los colores azules. En cambio, con True Tone este cambio repentino es minimizado y atenuado gracias a la medición de luces ambiente, al tiempo que es corregido para ofrecer colores naturales a pesar de la influencia de luz externa.

Sumado a la pantalla OLED que Apple incluirá de extremo a extremo en el iPhone 8, es apropiado decir que este móvil integrará una de las pantallas más avanzadas que hemos visto en años para la línea iPhone. Eso sí, según los rumores Apple no incluirá esos bordes curvos acentuados que tiene el Samsung Galaxy S8, pero se espera que tenga una ligera curvatura.

Aparte de esta pantalla, el iPhone de Apple podría integrar la nueva generación de procesadores de la compañía, el A11, soporte para carga inalámbrica, resistencia al polvo y el agua (mejorada), una mejor batería, y un lector de huellas digitales incrustado en la pantalla. Veremos.