Dex Station

La próxima semana, Samsung estará presentando su muy anticipado Galaxy S8, y tal como les hemos comentado no hay razón para dejar de hablar de él, pues las filtraciones simplemente no dejan de llegar a las redes. En esta ocasión, se trata de una de las características que poco se ha discutido sobre el Galaxy S8, una que permitirá convertir este móvil en un ordenador.

Conocido por ahora como DeX, esta nueva función que llegará al Galaxy S8 permitirá que al conectarlo a un dock y a través de este, a otros periféricos, podamos utilizar un entorno de software tal como si de un ordenador de escritorio se tratase. Esta tecnología ya ha sido implementada por otros como Motorola y Microsoft en el pasado, pero en todos los caso terminó siendo descontinuada.

DeX tendrá una interfaz similar a la de RemixOS, una distribución basada en Android. Tendrá su barra de tareas, sus interfaz multiventana y hasta un menú de inicio.

Equipado con el Qualcomm Snapdragon 835 o el Samsung Exynos 8895 y sus 4GB (6 en Asia) de RAM, el Galaxy S8 tiene la potencia suficiente para ofrecer una experiencia aceptable y fluida en un entorno de escritorio como el propuesto. Por supuesto, tendrá mucho que ver el desarrollo de software que la empresa haya realizado para optimizar Android a este entorno.

Ahora bien, el apartado de software vendrá en todos los Galaxy S8 por defecto —salvo que Samsung nos salga con alguna sorpresa. Pero para poder disfrutar de esta experiencia de sobremesa, deberemos adquirir un accesorio, el DeX Station que les mostramos a continuación:

El sábado pasado, Evan Blass filtro los precios de este dispositivo y aseguró que sus fuentes confirmaban rondaría por los 150 euros en Europa o $150 en Estados Unidos. Un precio para nada razonable considerando que el precio final del Galaxy S8 podría rondar los $1,000.

Personalmente, desde TekCrispy creemos que este dispositivo no debería ser ofrecido como un extra, sino más debería venir incluido junto con el paquete del Galaxy S8. Sólo veamos los hechos. Nintendo incluyó el dock para su nueva consola, la Switch, en el paquete de $300. Aún así, la gente compra estos docks de forma separada porque todos quieren tener uno en varias partes de la casa. Esto pasaría con el Dex Station, pero Samsung no parece tener la misma expectativa. Al final, hará que el usuario termine pagando $150 por un dock que no hace más que habilitar la función Dex y permitir la conexión de los periféricos, pero dudamos aporte rendimiento o alguna tecnología especial. De cualquier modo la próxima semana saldremos de toda duda.

Más en TekCrispy