Kurt Eichenwald

En diciembre del año pasado, dimos a conocer el caso del periodista Kurt Eichenwald, quien en su momento daba a conocer que se ausentaba por un tiempo de las redes sociales por las hostilidad de las mismas. Eichenwald, es un periodistas de la revista Times que cubre principalmente temas políticos. En las semanas post-elecciones en EE.UU, recibió mucho acoso por parte de simpatizantes del ahora presidente Donald J. Trump de quien Eichenwald era un ferviente crítico.

Una tarde del 15 de diciembre, los acosos llegaron a su punto más delicado y con el pleno conocimiento de Eichenwald es un paciente que sufre de epilepsia, le enviaron un tweet malintencionado que terminó desencadenandole una confusión. Su esposa, rápidamente hizo del conocimiento que tomarían acciones legales en contra de esa persona:

Te habla su esposa, le ocasionaste un ataque epiléptico. Tengo tu información y he llamado a la policía para reportarte.

Esta no era la primera vez que Eichenwald convulsionaba a causa de una imagen. Su esposa ya había observado episodios similares, pero la pareja no había tomado acciones legales. En este caso, decidieron exigir un poco de justicia y afortunadamente, el FBI ha dado con el paradero del hombre que envió el tweet malintencionado y acoso a Eichenwald.

Después de una investigación de tres meses, el FBI arrestó al hombre que me atacó usando una imagen en twitter para hacerme convulsionar.

Se enfrentará a cargos federales y se espera que sea acusado por el fiscal de distrito en los próximos días.

La razón por la que el FBI intervino, es que el caso de Eichenwald generó bastante atención. Por consiguiente, más imitadores comenzaron a enviar imágenes similares a pacientes conocidos. Con el arresto de este caso, se pretende enviar un mensaje a todos en la redes sociales haciendo saber de que este tipo de acciones, que de hecho pone en riesgo la vida de los pacientes, será castigada con nada menos que la cárcel.