Neutralidad Red

Una noticia inquietante y desalentadora para los usuarios. Desde ahora, la Comisión Federal de Comunicaciones (FCC por sus siglas en inglés) dejará de investigar los casos relacionados con actividades que atentan en contra de la neutralidad en la red. Particularmente, la FCC ya no prohibirá que las compañías paguen a los proveedores de Internet para promover o favorecer cierto contenido en la red o lo que es lo mismo, ya no aplicará la Ley de Neutralidad en la Red, aprobada hace sólo dos años.

La decisión de no investigar más los casos que atentan contra la neutralidad en la red ha sido tomada por el nuevo director de la FCC Ajit Pai, asignado por el presidente de EE.UU Donald Trump. Según expresa el director Ajit Pai:

Estos planes de datos gratuitos han demostrado ser populares entre los consumidores, particularmente en los estadounidenses de bajos ingresos, y ha mejorado la competencia en el mercado inalámbrico. Desde ahora, la FCC no se centrará en negar estos planes gratis a los estadounidenses. En su lugar, nos concentraremos en expandir el despliegue de banda ancha y alentar la oferta de servicios innovadores.

El señor Pai se refiere particularmente a los planes gratuitos que empresas como T-Mobile, AT&T y Verizon ofrecen a sus usuarios como parte de acuerdos con servicios de contenidos en la web.

Estados Unidos y Rusia bloquean negociación para legislación reguladora de armas autónomas

Por poner un ejemplo, T-Mobile ofrece un plan llamado Binge On en el que los usuarios pueden ver el contenido de algunos servicios como DramaFever, HBO, Apple Music, Dish Network, entre otros más de 100 servicios sin consumir su plan de datos. A simple vista el usuario sale ganando. Sin embargo, para que estos servicios estén disponibles en el programa Binge On de T-Mobile, tuvieron que suscribir acuerdos con esta compañía (T-Mobile), lo que no solo incurre en gastos para las propias compañías de servicios en la web (como Apple Music, DramaFever, HBO), sino que habrán muchos que no puedan pagarlos y queden en desventaja. Esto precisamente, es lo que la Ley de Neutralidad en la Red sanciona.

Explicándolo de una manera tajante, podríamos decir que ya no se sancionará a aquellos proveedores de Internet (ISPs) que den prioridad al contenido patrocinado. Evidentemente esto afecta a los servicios de contenido cuyo presupuesto inicial es reducido, evitando el crecimiento y desarrollo de los mismos debido a la competencia desleal.

Más en TekCrispy