Facebook ha publicado recientemente unos cambios en su API, que pretende llevar a efecto el próximo 20 de Enero. Estos cambios, habilitan a los desarrolladores para que puedan ofrecer a los usuarios funciones relacionadas con su correo electrónico. Así, las notificaciones podrán ser recibidas directamente en nuestra bandeja de email, quizás, y dependiendo de lo que ofrezca Facebook en su API, podremos realizar acciones directamente por email contestando un correo.

Por ahora, la principal preocupación de Facebook, y estoy seguro que será la de los usuarios también, es evitar en la medida de lo posible que los desarrolladores hagan mal uso de esta función, y utilicen las direcciones de email de los usuarios, para incursionar campañas de SPAM o Phishing.

Por tal razón, el equipo de Facebook se encuentra puliendo diversas capas de seguridad, que van desde la utilización de una dirección de correo electrónico a través de proxy, hasta la utilización un de algoritmo que detectará automáticamente las aplicaciones que se sospecha podrían estar abusando de las direcciones de correo electrónico. Adicionalmente, Facebook iniciara el próximo 20 de Enero, una campaña – de 30 días – informativa para todos los usuarios en la que pretende esclarecer todos los puntos referentes a esta nueva funcionalidad.

Para entender lo que implica, aunque muchos crean una simple función más que pasarán por alto, es bueno dar una vista a las Políticas que los Desarrolladores deben aceptar, y que se supone Facebook debe hacer lo posible por que se cumplan:

a. No debe dar o vender las direcciones de correo electrónico de los usuarios a un tercero o un afiliado.

b. Debe cumplir con las disposiciones de la Comisión Federal de Comercio CAN-SPAM Act y otras leyes aplicables al spam.

c. Debe explicar claramente a los usuarios, en una política de privacidad o en otro lugar visible, cómo va a utilizar sus direcciones de correo electrónico.

d. Los correos electrónicos que envíe debe indicar claramente que son de usted y no deben parecer ser de Facebook o cualquier otra persona. Por lo tanto, usted no debe incluir los logotipos en Facebook o activos de la marca en sus correos electrónicos, y no debe mencionar a Facebook, en la línea de asunto o cabecera del cuerpo.

e. Todos los correos electrónicos enviados a los usuarios se deben originar del mismo dominio, y usted debe indicarnos el nombre de ese dominio en la aplicación que será utilizado para gestionar su solicitud por Facebook Developer.

Posiblemente no pase mucho tiempo, en que escribamos artículos diciendo que se han creado una que otra aplicación para recoger el email y lo utilizan para el envío de SPAM, pero siempre podremos ser precavidos y aceptar o rechazar si queremos usar estas funciones. Veremos como evoluciona.

Más en TekCrispy